Desde el sindicato de mercantiles afirmaron que la empresa Makro no accedió a pagar a sus empleados lo que corresponde al domingo y feriado nacional, lo que motivó que los trabajadores interrumpieran la atención al público durante tres horas por día desde el lunes.

“Cuando es domingo o feriado nacional el trabajo es optativo para el empleado y si asiste deben pagarle la jornada y otorgar un franco compensatorio. Esto no ocurre con esta empresa y además los obligan a asistir”, explicó Agustín Gómez, secretario adjunto del Centro de Empleados de Comercio de Posadas.

Gómez comentó que desde el lunes comenzaron con una medida de fuerza, la cual se trataba de una asamblea permanente y corte en la atención al público durante tres horas. El día de hoy esta medida de fuerza se extendió a la jornada completa.

“Es una lástima porque desde la empresa no recibimos ningún tipo de diálogo. El día de ayer la encargada de Recursos Humanos comunicó a uno de los delegados que la empresa no cambiará su postura, y que ellos se manejan de esta forma en todo el país”, agregó Gómez.

El miércoles 17 de febrero tendrán una audiencia en el Ministerio de Trabajo de la provincia, donde continuará la discusión de esta problemática que afecta a 70 trabajadores del mayorista Makro.