El gobernador de Misiones, Oscar Herrera Ahuad, visitó la localidad de Puerto Iguazú, donde, además de participar de una nueva edición del Programa de Asistencia Solidaria (PAS), entregó dos camiones cisternas para llevar agua potable y una primera tanda de tanques para reservorios de agua en los domicilios particulares.

El mandatario estuvo acompañado por el vicegobernador, Carlos Arce; el diputado nacional, Ricardo Wellbach; el presidente del Instituto Misionero de Agua y Saneamiento (IMAS) y el intendente local, Claudio Filippa.

Herrera Ahuad informó que ya están en proceso licitatorio las obras para ampliar la toma de agua que la ciudad tiene ubicada a orillas del arroyo Mbocaty y otra que mejorará la toma ubicada sobre el río Iguazú, la que históricamente sufre problemas cada vez que en Brasil, se cierran las compuertas de la represa Itaipú, que comparte con Paraguay.

“Estimamos que para septiembre, octubre ya va estar concluida la planta del río Parraná más todo lo que es la otra obra complementaria. Mientras nosotros vamos trabajando en las cuestiones de fondo, vamos dando soluciones de forma. Estas soluciones de forma tienen que ver con incrementar o ampliar la provisión de agua segura”, destacó Herrera Ahuad durante la entrega de los camiones cisternas y los tanques.

Sobre esos reservorios domiciliarios, el mandatario apuntó que ya existe un relevamiento que da cuenta de la necesidad de mil tanques en domicilios particulares, 160 de los cuales fueron entregados este jueves.

“El resto de acuerdo a la disponibilidad de entregas que van teniendo los proveedores, hay mil comprados para Puerto Iguazú y esto va ir barrio por barrio, sobre todo en aquellos con mayor índice epidemiológico y larvario”, adelantó.

Para cerrar, Herrera Ahuad informó que durante su visita, acordó con el intendente municipal Filippa, la continuidad de las obras del trazado urbano y otras 100 cuadras de asfatado. Además de la colocación de más luminarias.

“El gobierno de la provincia nos acompaña y ayuda”

Por su parte, el intendente Filippa, destacó los anuncios del gobernador Herrera Ahuad y la asistencia que entregó durante su visita, que ayudará a paliar un poco la situación que atraviesa la ciudad por la falta de agua potable.

“Ahora tenemos el inconveniente que la gente de Brasil cierra las compuertas del Itaipú y bajan las aguas del Paraná. Como consecuencia de eso baja el río Iguazú y tenemos problemas en la toma. Estamos en camino de solución y por supuesto, también la toma flotante con la planta potabilizadora en el barrio Las Leñas, esa toma flotante va estar sobre el río Paraná. Es decir que en un tiempo muy cercano ya vamos a solucionar definitivamente el tema del agua”, se entusiasmó.

Filippa subrayó que se trata de decisiones políticas que toma el gobierno provincial para ayudar, no solo a su gobierno municipal, sino a toda la comunidad de Puerto Iguazú. “Indudablemente que nadie, ningún argentino es responsable del bajo nivel que tiene el río Iguazú como consecuencia del cierre de compuertas de Itaipú”, insistió.