Anuncios económicos: el Gobierno reforzará entrega de alimentos a sectores vulnerables

Hoy a las 19 horas y desde Olivos se conocerá un nuevo paquete de medidas económicas para ayudar a sobrellevar la cuarentena. Los anuncios estarán a cargo de los ministros de Economía, Martín Guzmán, y Producción, Matías Kulfas.

En principio, y en base a las propias declaraciones del presidente Alberto Fernández, se estima que habrá alguna ayuda para “el problema de los taxistas, del monotributista, de la pequeña empresa y de los comerciantes, y de los trabajadores informales».

En este sentido, el jefe de Estado dijo que “se prohibirá el corte de los servicios esenciales como luz, gas, agua, internet y cable”.

En la reunión que mantuvieron esta mañana el jefe de Estado -acompañado de miembros del Gabinete – con el gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kiciloff y los principales intendentes del conurbano bonaerense se analizó la capacidad sanitaria y se habló de reforzar “la entrega de alimentos”.

También el jefe de Estado les pidió ayuda para que controlen que se cumpla la cuarentena, que se controlen los precios, y les mencionó que se iba a anunciar un paquete de ayuda económica para los sectores más afectados.

Uno de los temas que se conversó fue aumentar la entrega de alimentos porque los intendentes saben que enfrentarán más demanda de personas que habitualmente no requieren asistencia oficial.

Cabe señalar que una gran proporción de trabajadores informales viven en el conurbano y muchos de ellos ni siquiera disponen de un plan.

Una de las medidas de ayuda económica que comentó el Presidente en ese encuentro es la intención de otorgar un bono extraordinario a los profesionales de salud. El monto en principio sería del orden de los 30.000 pesos. La intención oficial es premiar el presentismo ya que se necesita disponer de todos los recursos humanos para atacar esta pandemia.

Pero el hermetismo presidencial fue notorio ya que no les explicó las medidas estimándose que muchas de ellas aún deben estar en el proceso de elaboración y análisis.

Si bien la intención del Gobierno es ayudar “a los que van a sufrir pérdida de salarios” o ingresos, hoy la prioridad es contener la expansión de la pandemia.

El Gabinete económico trabajó durante todo el fin de semana en la elaboración de distintas medidas para paliar la pérdida de ingresos de diversos sectores como los monotributistas, los profesionales independientes, los trabajadores informales, los comercios, entre otros.

En esa línea, la idea inicial era la de otorgar una suma fija para monotrobutistas y autónomos de las categorías bajas, definir que no habrá obligación de pagar el monotributo, una postergación para jubilados del pago de servicios.

El FMI confirmó que el mundo este año no crecerá y se apuesta a que recién en el 2023 revertir la caída. Argentina ya contaba con un pronóstico de caída del PBI antes de la pandemia del orden del 2% y hoy ya se estima que esa cifra podrá trepar hasta cerca del 5%, según los analistas más pesimistas.

Todavía no se descartó la «posibilidad» extender la cuarentena, lo que agudizaría aún más el parate económico.

Si bien el Presidente privilegió en esta etapa “preservar las vidas”, esto no significa que no preocupa la economía, comentan en la Casa Rosada. Aun con los escasos recursos existentes, el país destinó 2 puntos del PBI en el primer paquete de medidas que incluyó desde créditos hasta refuerzos en jubilaciones, entre otras.

Fuente Ámbito